VINCES YA CUENTA CON AGUA POTABLE LUEGO DE INAUGURARSE MODERNA PLANTA

Desde el pasado sábado 10 de junio esta población se abastece del líquido vital de manera potabilizada y con un tratamiento riguroso de control acorde a los estándares de calidad. Cristian Villasagua, alcalde de Vinces, destacó la obra como la más importante de su administración luego de intensas gestiones para conseguir un préstamo ante el Banco de Desarrollo y la ejecución de la misma por parte de la compañía Intal.

El acto congregó a gran parte de la población que se dio cita para ser testigo de esta transcendental entrega la misma que deriva a un antes y un después del suministro de este servicio básico. “Aquel que venga después de mí tranquilamente se dedicará a embellecer a Vinces porque ya no tendrá que preocuparse del agua ya que esta administración hizo, con los pocos recursos, lo que debía hacerse hace muchos años atrás y poniendo el pecho a todas las críticas” expresó el burgomaestre Villasagua en su intervención ante la atenta mirada de invitados y autoridades presentes entre ellas: Byron Ruiz, gerente de BED, Vanessa Delgado, viceprefecta de Los Ríos, Arnando Álvarez, gerente de la compañía constructora, entre otras.

La planta está ubicada en La Loma del Tanque, norte de la ciudad, en un área de 11.021 metros cuadrados por lo que la convierte en la más grande de la provincia de Los Ríos. La captación se encuentra a 300 metros, al norte de la planta, cuenta con 3 edificaciones destinadas al funcionamiento de área administrativa, comercial y operativa. Presenta 6 módulos de 27 litros por segundo cada uno destinado a la potabilización, desarenado del agua cruda, dosificación de químicos, coagulación y floculación de las impurezas, sedimentación, filtración y cloración total que finalizan los procesos que garantizan la calidad del agua.

La infraestructura cuenta además con dos cisternas de 1.000 metros cúbicos cada una y con una capacidad total de dos millones de litros; y un tanque elevado de 300 metros cúbicos. La distribución la realiza el sistema de bombeo, totalmente automatizado, el mismo que tiene 7 bombas de impulsión de 30 HP que garantizan la entrega del agua a los domicilios de la ciudad.  El control de calidad se certifica con un moderno laboratorio para realizar los ensayos y calcular la dosificación de químicos, así como también medir la calidad de agua que se obtiene. Un transformador y generador eléctrico responderá su permanente energía en caso de cortes o apagones. La vida útil está estimada para los próximos 40 años.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Volver